Asesoramiento y acompañamiento durante el embarazo | Contacta en el 617.921.506 o en babyplanner@tubabyplanner.com |

El masaje infantil en bebés

El masaje infantil en bebés

Por Isabel Olmo de PequeSalus para TuBabyPlanner

¿Qué es y por qué es tan importante?

El masaje infantil es una técnica de estimulación que utiliza básicamente el tacto, la mirada y la voz humana, y es una forma de brindarle afecto al bebé. Porque necesita sentirse amado, sentido, escuchado, tocado.

Se basa en una serie de maniobras manuales diferentes que se aplican al bebé con caricias que se dan de manera amorosa en todas las partes de su cuerpecito, pasando desde la cabeza hasta los pies. Se compatibiliza con movilizaciones suaves de brazos y piernas. Ayuda a establecer conexiones profundas entre los papas y su bebé.

El masaje infantil en bebés es uno de los momentos preferidos de mamá/papá/bebé. Porque consigue calma en el pequeño, que obtenga  un sueño reparador, fomentar la resistencia de su organismo y tiene un desarrollo psíquico positivo.

.

Masaje infantil, la piel el primer lenguaje

Es uno de los métodos más entrañables de comunicación entre los padres y sus bebés, y se está instaurando en nuestra cultura cada vez con más fuerza. La piel es el medio de comunicación más importante para reconocer el mundo exterior. Se potencia el llamado tacto nutridor, que es el primer sentido que el ser humano desarrolla y el último que desaparece.

Por eso y al ser uno de los sentidos más desarrollados del recién nacido, le permite reconocer el amor y la seguridad en los brazos de sus padres.

.

¿Por qué puede ayudar al bebé?

La piel es el órgano más extenso. Al ser tocados con amabilidad por sus figuras de apego, le ayuda a establecer el vínculo. Además de ser un momento especial para el bebé porque favorece su crecimiento y desarrollo, su comunicación y aprendizaje.

Las caricias suaves y los contactos cutáneos mejoran el funcionamiento de todos nuestros sistemas vitales, cambia los patrones de comportamiento, reduciendo así umbrales de miedo u otras alteraciones.

  • Interacción: Amor, tolerancia, empatía, respeto, imitación, vínculo, apego, comunicación.
  • Relajación: Protección estímulos, regulador de conducta, estado de alerta tranquila, flexibilidad, menos hipersensibilidad
  • Alivio: Gases/cólicos, estreñimiento, tensión muscular, dentición, mucosidad
  • Estimulación: Lenguaje, crecimiento, circulación, sistema nervioso central
  • Sociedad: Empatía, respeto, sociedad saludable
  • Familia: Participación, descanso, tranquilidad,
  • Padres: Libera estrés, vínculo, tiempo de calidad.

.

Tipos de técnicas

  •  Técnicas hindú movimientos relajantes, realizados desde el centro del cuerpo hacia afuera
  • Técnica sueca movimientos que activan la circulación y favorecen retorno venoso. Son movimientos estimulantes
  • Reflexología podal en la planta del pie es donde se encuentran y reflejan los diferentes órganos, todos los puntos clave del cuerpo humano
  • Estiramiento de yoga estiramientos suaves de las extremidades y posturas de loto en posición supina.

 

¿Cómo incluir este hábito en el ritual de la vida del bebé?

  •  Antes que nada, fundamental estar tranquilos con una actitud relajada, para trasmitir esa calma al bebé.
  • Buscar un espacio adecuado, sin estímulos luminosos
  • Aplicar el masaje en un sitio firme, sitio idóneo en el suelo poniendo encima una toalla o manta.
  • Hablarle al bebé adelantando lo que va a suceder.
  • Utilizando un producto adecuando como es un aceite libre de aromas y esencias y que sea de buena calidad. Está muy indicado el de almendras dulces, pepita de uva, caléndula, etc
  • Con veinte minutos diarios será suficiente para que el bebé obtenga todos los beneficios de este masaje

.

¿A partir de cuándo comenzar a con la rutina del masaje?

Una vez que el recién nacido es puesto al pecho, se empieza un ritual de caricias y susurros suaves, de contacto físico insustituible, que se irá afianzando con el paso de los días.

Se recomienda esperar a que el bebé cumpla su primer mes de vida para comenzar con los masajes, y una vez hayamos instaurado esta rutina, mantenerla a lo largo del tiempo sin importar la edad que vaya cumpliendo nuestro hijo, pues el masaje es una excelente forma de estrechar vínculos y aliviar tensiones.

El masaje infantil se basa en ir introduciendo movimientos suaves lentamente para asegurar al bebé una adaptación placentera. El comienzo dependerá del criterio y deseo de la madre o el padre y por supuesto en este caso el bebé es el protagonista y el será el que nos dé el paso cuando se encuentre en su mejor momento para empezar a brindarle los masajes que los recibirá con mucho placer. La edad recomendable para ir aplicando los movimientos de secuencias de masajes es a partir del mes y medio, pero de poco a poco con toquecitos de relajación.

.

¿Quieres saber más?

Lo ideal a la hora de comenzar con un recién nacido a implementar masaje infantil es acudir previamente a talleres dónde enseñan a impartirlos para que tras unas clases ya sean los propios padres quienes se sientan con la seguridad de hacerlo bien. En Madrid disfruta de los talleres de masajes para bebés en Pequesalus, o consulta en Barcelona u otras ciudades dónde puedes acudir. También puedes contratar una salus en casa para tener clases más personalizadas contactando con PequeSalus.

.

¿Estás embarazada? 

Conoce aquí qué es BabyPlanner y cómo planificar la llegada de tu bebé

 

Deja un comentario

Cerrar menú

Call Now

Abrir chat
Powered by